45 años de la muerte de Paco Urondo

El 17 de junio pasado se cumplieron 45 años del asesinato de Francisco Urondo, uno de los grandes poetas argentinos. Lo recordamos con esta nota de María Pía Chiesino.


Por María Pía Chiesino


La semana pasada se cumplieron cuarenta y cinco años del asesinato del poeta Francisco Urondo en la ciudad de Mendoza. Alrededor de la figura de Urondo, cada tanto, se abren debates innecesarios. Por ejemplo, se discute acerca de la pertinencia de separar la escritura de la vida del poeta. Es absurdo plantear eso. Escribió lo que escribió porque vivió como quiso y como pudo vivir.


Si se decide no recorrer una trayectoria poética como la de Urondo, por estar en desacuerdo con las opciones políticas que tomó, y que le costaron la vida, se pierde una de las voces más importantes de la poesía argentina del siglo XX y de su generación.


Foto: Javier Urondo

 


Limitarse a reproducir en redes sociales lo que podemos llamar el “poema de la reja” también es quedarse con una parte la obra de Urondo. Importante sí: el título “La verdad es la única realidad” pone en cuestión nada menos que una frase de Perón. Pero la poesía de Francisco Urondo no se limita a ser la que escribió en la cárcel de Devoto, cuando era un preso político de la dictadura de Lanusse. 


Durante muchos años, sus libros fueron inconseguibles. Ángela, su propia hija lo cuenta en “Papá”, uno de los capítulos de ¿Quién te creés que sos?, el libro en el que relata la dolorosa e imprescindible recuperación de su identidad: 


“…me contaron que él había escrito libros “sobre economía”. A mí me pareció muy aburrido, pero de todos modos me metí en las librerías de la avenida Corrientes para preguntar si tenían algún libro de ese tal Urondo. Los libreros me miraban como a un bicho raro, sapo de otro pozo (y lo era). Algunos ni siquiera lo conocían, los pocos que sabían quién era me decían que eso tenía que buscarlo en librerías especializadas. Yo no tenía idea de lo que era una librería especializada, pero esa cuestión no era urgente…”

Urondo fue Director del Departamento de Letras de la Universidad de Buenos Aires. Fue, también, un gran periodista. Le agradecemos, entre otras cosas, que haya entrevistado y escrito sobre Juan L. Ortiz, (que en Buenos Aires era casi desconocido), en el suplemento cultural del diario La Opinión. 


Elegimos recordar a Paco Urondo, con algunos de los poemas  agrupados en la sección “Breves” del poemario Lugares, en el que podemos leer sus textos escritos entre 1956 y 1957. Están en la Obra Poética publicada por Adriana Hidalgo. En la Biblioteca Urondo, de la misma editorial, se publicaron también sus cuentos, su novela Los pasos previos y su obra periodística, saldando una deuda histórica con las y los lectores que amamos la buena literatura. 



1


de boca

sin ruidos

he caído una tarde

sobre la playa


y no recuerdo

si he despertado

o si fue otro

quien se levantó

de la arena


tengo mala memoria




hay que rastrear

durante toda la noche

todavía



17 


este tiempo

sin estaciones

sin textura para el amor


este tiempo 

de escombros

y de promesas


este tiempo

y el triste desamparo

de tus palabras



20 


nuevos ojos para mirar

estas costas


leña para el invierno


pajaritos




Francisco Urondo
Obra poética
Adriana Hidalgo editora, 2006.

Comentarios

Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

“Esa mujer”, de Rodolfo Walsh, por Ricardo Piglia

No hay más que candados para Helena, de Esteban Valentino

3155 o El número de la tristeza